sábado, 20 de octubre de 2012

DE DOMUND POR GIJÓN







 El Domund.....sí , a todos nos suena más o menos , aunque el sentido de domingo mundial de las misiones parece conocerse algo menos. Es en esta época del año cuando en muchos colegios confesionales y parroquias animan a l@s jóvenes a postular, a pedir para este día .A cambio de una más o menos sonora cantidad en la hucha se recibe la consabida pegatina con el logo y marcaje que distingue al donante ante el resto de los que no dan y a su vez del ojo cazador de euros de los jóvenes del domund. Vamos, el mecanismo de acción es similar al del día de la Cruz Roja o la lucha contra el Cáncer.
Bueno, tras esta introducción y mirando algunos recuerdos en mis álbunes me topé ¡con mi carnet de postulante del Domund!...Es del año 1975, estudiaba en el Corazón de María y la verdad que después de ....años, he vuelto a leer el texto que trae escrito el documento y algunos puntos me han dejado un poco perplejo. Os invito a echarles un vistazo al mismo y lo comprenderéis.
En el año en que fuí postulante con mi compañero (1975) -ïbamos  por parejas, como la guardia civil y los mormones- el mundo y España estaban cambiando rápidamente. Se acababa la guerra del Vietnam y las viejas huchas con rostros de asiáticos perplejos , bien alimentados y casi con aspecto de alistarse en el Vietcong no parecían tener sentido. España estaba a punto de decir adiós a  Francisco Franco -faltaba un mes aproximadamente- y se iba modernizando poco a poco , no colaban las huchas de indios apaches, amazónicos....etc. , lo que tocaba era darle un toque "de los 70" al tema del recipiente y ese toque fueeeeeeee...........................................................




¡El reciclado de botes de Cola Cao y Nesquik!...en España éramos unos adelantados a nuestro tiempo, no existían contenedores de reciclado, los verdes empezaban a nacer en Alemania y aquí dando ejemplo de lo que hoy parece de vanguardia. El bote que véis, y su contenido embolsado en papel, son de la época ,año más o menos y mantiene el exotismo de los personajes cargando el cacao casi en cámara lenta y por pasos.Cuando los postulantes fuímos a buscar nuestro bote oficial al cuarto en donde los tenían en el Codema vimos que habían ¿soldado? unos magos a la parte trasera del mismo, eliminado la publicidad y ¡ojo! situado un precinto en plomo sobre la tapa para que nadie la pudiera abrir y se quedara con lo que es de las misiones. Evidentemente , la tapa tenía una abertura para introducir las monedas o mejor, los billetes.



 Recuerdo algunas anécdotas del día que me tocó pedir para el domund , pero......lo mejor llegaba al terminar la jornada. Quizás lo la gente no sabe es que , para mantener el ánimo de los postulantes y no sólo el espiritual sino también el material , es que había una motivación sorpresa. ¡Premio de caja de tiralíneas al postulante que más recaudara ese día! (¿entendéis ahora el punto 7 del carnet que os pongo al principio?).Ni que decir tiene que a mí no me tocó en suerte recibirlo y para las generaciones más jóvenes os subo una imagen de lo que estoy hablando....¡con esto del autocad estoy en el pleistoceno!



4 comentarios:

  1. Manuel Antonio Goti del Sol23 de octubre de 2012, 10:04

    Yo, de niño, era algo tímido. Recuerdo que en una cuestación del Domund salí con un colega que era de mi misma cuerda. No nos atrevíamos a pedir a la gente y las únicas monedas que entregamos con el negrito eran de familiares.

    ResponderEliminar
  2. Manuel Antonio Goti del Sol23 de octubre de 2012, 10:09

    No es del Domund pero va de cuestaciones. En el Ecce Homo de Noreña, hace muchos años, un paisano solicitaba limosna a la gente que acudía a la fiesta. "Una limosna para el Ecce Homo de Noreña". Conforme juntaba algunas monedas, el artista acudía a un chigre que había al lado y transformaba el métalico en vino. Tantas idas y venidas, la capacidad oratoria del pedigüeño iba deteriorándose progresivamente. Al final, hay testigos de que lo que realmente se le entendía era "Una limosna para el Zorro Mono de Noreña".

    ResponderEliminar
  3. ¿no os daban premio por la recolecta Manuel? a lo mejor es que no estábais"motivados".
    Muy buena la anécdota del Zorro Mono, si es que la gente es buena y después siempre hay alguno que...

    ResponderEliminar
  4. Manuel Antonio Goti del Sol25 de octubre de 2012, 10:12

    No, no recuerdo lo de la "motivación". Tal vez eso hubiera sido capaz de romper mi timidez.

    ResponderEliminar